27 mar. 2012

Scusa ma ti chiamo amore.

Formentera

Hace unos días, alguien me preguntó lo que significaba para mí el amor. He tenido que tomarme mi tiempo para poder responder esa pregunta y al responderla me di cuenta de que no sabía definirlo como yo quería.
En la mayoría de las ocasiones no hay respuesta para una pregunta tan buena y complicada como esta, o al menos, no hay ninguna respuesta buena cuando te la hacen responder por primera vez y hasta hoy creo que nadie ha podido dar un preciso significado a tan enigmática palabra...
Pienso que la respuesta está dentro de cada uno, ya que cada persona tiene su propia idea de lo que es el amor.

 Para mi el amor es un sentimiento universal que no da importancia a su condición, raza, sexo o pensamiento. Es un deseo, un anhelo, una vida, una realidad... Son muchas palabras que hacen que la palabra 'amor' se convierta en algo casi indescriptible.
Tal vez, el amor sea una condición en la que la felicidad de otra persona es condición imprescindible para tu propia felicidad. El amor se adueña de todo una vez que te enamoras. Se adueña de la conciencia y hasta de tu forma de perder la razón muy poco a poco. Es saber que no puedes volar, pero hay alguien que te hace sentir que si que lo puedes hacer. Es vencer todo obstáculo que te impide experimentar este sentimiento, es reconocer errores, aceptar, perdonar, es dejarlo todo sin ir en busca de nada. Es sentir una fuerza superior que no sabías que existía, que te impulsa, te alegra y que te motiva a seguir adelante con lo que sea, es una ternura inmensurable, es entregarte sin condiciones ni reservas. Es confiar, es saber que no es un simple sueño ni cualquier fantasía, es una realidad, es el comienzo de un amanecer con su mirada y el comienzo de la oscuridad de la noche cuando deja de mirarte.
El amor es una locura; el corazón nos late a dos mil por hora, cada día, a cada hora, minuto y segundo.

 Amar es enamorarse de la misma persona todos los días. Es ponerte nerviosa por ella, suspirar por ella, vivir por ella e incluso ser capaz de entregar tu vida entera por esa persona, tan sólo porque sabes que es la persona ideal para entregarle todo el amor y toda la pasión que se desprende de tu cuerpo. Es desear que esa persona sea lo primero que veas al despertar y lo último que veas al dormir. Es leer su nombre y suspirar. Es sentir que se detiene el mundo cuando te mira de la manera que en la que te mira.

 Pienso que si todos viéramos al amor como lo más importante, no necesitaríamos ni reglas, ni dinero, ni mansiones y tendríamos un poco de todo y para todos... Y, sin duda alguna, seríamos todos mucho más felices.


        -Y cuando menos te lo esperas, cuando crees que todo va en el sentido equivocado, que tu vida, programada en cada mínimo detalle está naufragado... de repente, sucede.

15.

No hay comentarios:

Publicar un comentario